José Francisco de Zúñiga


Juan Francisco García de Zúñiga nació en la ciudad de Buenos Aires, Gobernación del Río de la Plata, en 1739, hijo de Alonso García de Zúñiga, natural de Alcalá del Rïo, España, y de Juana Lizola Escobar Perochena Gutiérrez. Convertido ya en uno de los más poderosos comerciantes de la capital del Virreinato del Río de la Plata se estableció en Montevideo. Allí en 1772 adquirió la concesión del abasto de carne a la ciudad y a las embarcaciones que hacían el tráfico con Buenos Aires, y en 1773 adquirió la antigua estancia jesuítica Nuestra Señora de los Desamparados, convirtiéndose en el mayor hacendado y el poseedor de la mayor fortuna de la Banda Oriental.
En 1776 perdió el monopolio del abasto ante el reclamo de los hacendados recogido por el Cabildo que denunciaba al Gobernador que García de Zúñiga había obligado a los hacendados a venderle "algunas reses por el ínfimo precio de cuatro reales, puestas y traídas por los mismos vendedores y a su costa, en el matadero" y que al no poder vender en el matadero, las estancias de que eran propietarios habían sido considerablemente perjudicadas.
El 10 de enero de 1777 se casó en Buenos Aires con la porteña Francisca Josefa Warnes, hermana de los futuros líderes patriotas Ignacio Warnes y Martín José Warnes, de la patricia Martina Warnes (futura esposa de Baltasar Unquera, marino español) y de Manuela Warnes (futura esposa de José Joaquín Prieto, presidente de Chile).
Regresó a Montevideo donde a sus actividades ganaderas y comerciales sumó participación militar y política. En 1790 fue electo alférez real y se incorporó al Batallón de Voluntarios de Infantería de Montevideo con el grado de coronel.
Ocupada Buenos Aires por las fuerzas británicas en la primera de las Invasiones Inglesas, García de Zúñiga presidió el 4 de julio de 1806 la junta del gremio de hacendados, saladores y abastecedores que aprobó la donación de 50000 pesos fuertes para la compra de aquella "caballada que [se] estime necesaria" y aumentar el "sueldo de las tropas de Milicias de Caballería e Infantería y demás que se ocupasen en la defensa de esta Plaza".
Al producirse la segunda invasión inglesa al Río de la Plata y atacar los británicos la ciudad de Montevideo, las fuerzas españolas al mando de Bernardo Lecocq enfrentaron sin éxito a los invasores en el Combate del Cordón. En el mismo, García de Zúñiga estuvo al frente del centro del dispositivo de defensa, compuesto de 650 hombres del batallón de Milicias de Montevideo y 2 cañones.
Luchó luego en el breve sitio impuesto por los británicos al mando del Batallón de Voluntarios de Infantería de Montevideo hasta la rendición de la ciudad.
Derrotados en Buenos Aires y forzados los británicos a abandonar Montevideo según los términos de la capitulación, García de Zúñiga fue liberado y retorno a su ciudad adoptiva.
Al negar Montevideo autoridad a Santiago de Liniers el 21 de septiembre de 1808 los cabildantes permitieron que 19 personas fueran elegidas por la muchedumbre para participar en el cabildo abierto y por aclamación Juan Francisco García de Zúñiga, "coronel comandante del Regimiento de Voluntarios de Infantería de esta Plaza" encabezó la lista de diputados "todos Vecinos antiguos de esta Ciudad, notoriamente acaudalados, del mejor crédito y concepto".
Constituída la Junta de Montevideo, se opusieron a su formación, entre otros, García de Zúñiga y su hijo Tomás García de Zúñiga, síndico procurador del Cabildo de Montevideo, quien abandonó la ciudad negándose a reconocer a la Junta.
Su enfrentamiento con el Cabildo rebelde lo obligó a resignar su puesto como Hermano Mayor de la Cofradía de la Caridad, siendo reemplazado por Mateo Magariños, quien estaba a cargo del Santo Hospital de Caridad de Pobres Enfermos, institución que fundada y sostenida por la Cofradía había sido separada por el Cabildo en 1807 motivando un pleito con García de Zúñiga.
Producida la Revolución de Mayo de 1810 en Buenos Aires, García de Zúñiga se negó a reconocerla jurando al Consejo de Regencia. Durante el primer y segundo sitio de Montevideo continuó luchando con los realistas aunque sus hijos tomaron parte por la revolución.
Revistando como brigadier en junio de 1814 fue tomado prisionero a la caída de Montevideo.
Tuvo once hijos, entre ellos varios con destacada actuación en los países del Río de la Plata: el canónigo José Gabriel García de Zúñiga (1823-1884), el juez y senador del Uruguay Javier García de Zúñiga, el sacerdote y abogado Pedro José García de Zúñiga (1780-1813), Tomás García de Zúñiga (1781-1843), barón de Calera, comandante general y presidente de la provincia Cisplatina, Victorio García de Zúñiga (1779-1834), legislador y ministro de gobierno y de hacienda.
En 1815 muere don Juan Francisco García de Zúñiga. Su viuda y su hijo Tomás, luego de afiliarse a la revolución artiguista, al producirse la invasión portuguesa deciden pasarse a las filas lusitanas en 1818. Esto les valió la enemistad del gobierno oriental, el que decretó el embargo de los bienes de quienes colaboraban con los invasores. Pero, luego de afirmado el poder portugués en este territorio, la estancia volvió a manos de la familia
García de Zúñiga en épocas de la Cisplatina. En 1822, luego de la muerte de la viuda de Juan García de Zúñiga, sus 14 hijos decidieron, realizar la división de los bienes heredados, respondiéndole a Martín la fracción de campo que contenía el casco de la estancia.
Enlaces externos
http://wapedia.mobi/es/Ignacio_Warnes
http://wapedia.mobi/es/Juan_Francisco_Garc%C3%ADa_de_Z%C3%BA%C3%B1iga
http://www.scielo.org.ar/pdf/che/v80/v80a07.pdf

http://gw1.geneanet.org/index.php3?b=horaciogabriel&lang=fr;p=d.+juan+francisco;n=garcia+de+zuniga
http://www.scielo.org.ar/pdf/che/v80/v80a07.pdf

http://www.granaderos.com.ar/articulos/art_asalto_montevideo_flash.htm
http://wapedia.mobi/es/Juan_Francisco_Garc%C3%ADa_de_Z%C3%BA%C3%B1iga



Últimos Editores


Comentá en la página
Subject Author Replies Views Last Message
No Comments